Víctima o victimario, muchos hemos asumido alguno de estos dos roles, una suerte de indefensión heredada y aprendida que demuestra nuestra escaza inteligencia emocional, que ha vulnerado nuestra salud mental y nos ha llevado a crear una sociedad violenta y depresiva.

Cuando un sujeto no se conoce a sí mismo y mucho menos ha aprendido a gestionar sus emociones, puede fácilmente adoptar el papel de víctima o victimario. Las noticias del día a día están cargadas de información funesta en la que por lo general salen a relucir sucesos protagonizados por hombres o mujeres fuera de control. Noticias llenas de crímenes, guerras, huelgas, acciones vandálicas y violentas, robos, corrupción, ultrajes, homicidios y suicidios, entre muchas otras situaciones, que dejan ver claramente, el poco dominio emocional que tenemos como individuos y como sociedad.

Formas de indefensión

La mayoría adopta por lo general el papel de víctima, en el que percibe de algún modo, que están siendo violados sus derechos como persona y/o como miembro de una sociedad. Este estado psicológico de la persona, es una vulneración a su salud mental, que por lo general conduce a la depresión.

Antes de convertirse en “el padre”, de la psicología positiva, el famoso psicólogo Martín Seligman, estudió el término de la “indefensión aprendida”, como una conducta pasiva aprendida, que era asumida por el sujeto, cuando se creía victima de alguna situación, y percibía que no podía hacer nada al respecto para cambiarla.

Por otro lado, hay personas que al sentirse hastiados de tanto “abuso”, comienzan a reaccionar de formas impredecibles y desencadena una serie a actos que rayan en la locura. La película “Joker” o “Guasón” con Joaquín Phoenix, estrenada unos meses atrás, refleja tristemente una realidad caótica y llena de violencia, protagonizada por un sujeto proveniente de un hogar disfuncional, que fue abusado desde niño y se sintió desamparado por la sociedad. Decide canalizar todo su dolor, rabia y depresión, y los convierte en odio despiadado que busca aniquilar todo a su paso.

Criticado por muchos, ante lo que parece una “oda a la violencia”, el director del “Guasón”, Todd Phillips, asegura que la realidad de lo que ocurre en el mundo de hoy supera cualquier ficción, es una sociedad que está llena de enfermos mentales, que reaccionan con violencia y comenten todo tipo de crímenes de odio. Casi al final de la película el protagonista parece justificar su conducta maléfica con la siguiente interrogante: “¿Qué obtienes cuando mezclas a un enfermo mental y a una sociedad que lo abandona y lo trata como a una basura?”.

Una sociedad de enfermos mentales

Ficción o no, la historia de “Joker”, demuestra nuestro lado más oscuro como individuos y como sociedad. Es solo un ejemplo, de lo desquiciados que podemos llegar a ser, cuando solo damos cabida a las emociones negativas, cuando somos programados desde pequeños (así como hicieron con nuestros padres y nuestros abuelos), con la idea de que somos víctimas, de que en el mundo solo reina la injusticia y el dolor. Que la vida es dura, que “nadie nos quiere”, “no servimos para nada” o “no merecemos nada bueno”. Todas esas palabras transformadas en pensamientos y emociones frecuentes, nos condicionan a permanecer en estados depresivos, afectan nuestra salud mental y emocional, que por un lado, crea a “ciudadanos” violentos y por el otro lado, impulsa a muchas personas al suicidio. Conviene entonces preguntarse, ¿qué emociones estoy sintiendo en este momento?, ¿cómo puedo aceptar mis emociones negativas y transformarlas?, ¿cómo puedo hacer para salir de mi estado de indefensión, de mí estado de víctima o de victimario?

Quizá podríamos también afirmar: Si muchos han logrado superar la depresión, seguramente YO PUEDO hacerlo. También existen emociones positivas que generan estados de bienestar como: el Amor, la Paz, la Gratitud, el Perdón, la Generosidad, entre muchos otros. En el mundo también existe mucha gente que ha transformado su dolor en amor y ha contribuido con éxito al bienestar de otros.

 

Photo by Sydney Sims on Unsplash